Implante nasal

Implantes

Información sobre prótesis, implantes y tratamientos de estética

La cirugía nasal o rinoplastia en la mayoría de los pacientes caucásicos implica generalmente algún tipo de reducción en el tamaño de la nariz. En particular, en la eliminación de la joroba nasal o en la reducción de la punta de la nariz.

Imagen de implante nasal

Por el contrario, la rinoplastia para los pacientes asiáticos y para la mayoría de los afroamericanos implica la ampliación o el aumento de la nariz.

En estos casos, se aumenta el puente nasal que es más plano en esta raza o se aumenta la punta de la nariz. Esto requiere un tipo diferente de la rinoplastia e implica el uso de implantes nasales.

Beneficios de los implantes nasales

Los implantes nasales se utilizan generalmente para aumentar el dorso o el puente nasal. Muchos asiáticos y las personas de ascendencia africana no tienen unas narices prominentes y en ocasiones poseen una deficiencia en la altura del puente nasal. Además de querer mejorar y equilibrar sus rasgos faciales, a menudo estas personas se quejan que al no tener un puente nasal normal, las gafas se les resbalan.

Estéticamente hablando, la falta del dorsal o la altura del puente nasal tiende a hacer que la nariz se vea más chata y gorda. También hace que los ojos parezcan demasiado separados. Por último, la falta de la proyección de la nariz hacia adelante también tiende a hacer que el rostro se vea demasiado plano y redondo. El aumento del puente nasal ayudará a alargar la nariz y le dará al rostro un aspecto más refinado y equilibrado.

Materiales para el aumento nasal

La mayoría de los cirujanos plásticos prefieren utilizar materiales naturales para el aumento nasal, especialmente los extraídos del paciente. Este material se llama injerto autólogo y a menudo se recoge del cartílago septal nasal, del cartílago de la oreja, de las costillas o de los huesos. Aunque los injertos autólogo tienen la ventaja de tener una mejor aceptación por parte del cuerpo del paciente y de ofrecer menos riesgo de infección, tienden a re-absorberse o reducirse parcialmente. Además requieren una cirugía añadida para extraer estos injertos del cuerpo de un paciente, a menudo la cantidad de tejido disponible para extraer es limitada y no es suficiente para conseguir el aumento deseado. Por otra parte, los injertos o implantes sintéticos son abundantes y vienen en una variedad de formas y tamaños. No requieren cirugía añadida para obtener el injerto y no se reabsorbe ni se reduce su tamaño con el paso del tiempo. A diferencia de los injertos autólogos, los implantes nasales sintéticos tienen una mayor probabilidad de infección o extrusión. Estos implantes están hechos comúnmente de silicona, Gortex o PTFE.

¿Se diseñan los implantes de acuerdo con la raza del paciente?

Durante muchos años, ha habido una "talla única para todos" de implantes para la cirugía de nariz. Esto también se aplica al tipo de implantes que se utilizaban. Los implantes para "caucásicos" eran los que se utilizaban en todos los pacientes.

Sin embargo, hoy en día, los cirujanos estéticos adaptan los implantes de acuerdo a determinadas características faciales de los diversos grupos étnicos. Por ejemplo, un implante utilizado para un paciente asiático es generalmente más delgado y más pequeño que el que se utiliza para un típico paciente caucásico.

Un cirujano estético cualificado escogerá el tamaño del implante y la forma apropiados e incluso podría tallarlos y modificarlos para conseguir unos requisitos particulares de las características étnicas del paciente y de las características faciales específicas.

Aumento de la nariz con implantes nasales

Este es un procedimiento que debe ser realizado solamente por un cirujano plástico altamente calificado, con experiencia en cirugía nasal o rinoplastia étnica. Generalmente, la cirugía implica la creación de un bolsillo nasal para la inserción del implante especialmente diseñado. La incisión se hace por el interior de la nariz, se realiza una disección a lo largo del dorso o de la parte superior de la nariz para crear el espacio adecuado para el implante. En raras ocasiones, se usan putos de sutura para sujetar estos implantes en su lugar. Normalmente se utiliza el bolsillo en el que queda el implante ajustado y apretado para sostenerlo en el lugar apropiado. Después de la cirugía, para que el implante se mantenga en el lugar correcto se utiliza una férula nasal durante una semana.

Valoración: 4.4/5 (25 valoraciones)

Artículos relacionados con Implante nasal